carreteras

En la construcción de obras viales como son las carreteras, es necesaria la construcción de terraplenes y desmontes para adoptar la rasante de proyecto,y esto se consigue mediante el movimiento de tierras.

En los taludes de los terraplenes y desmontes, debido a diversos factores, se pueden dar inestabilidades que pueden dar lugar a accidentes por el desprendimiento de material. A continuación vamos a ver las principales inestabilidades:

  • Desprendimientos: son separaciones de masas del talud de diferentes tamaños cuya caída se realiza en gran medida por el aire. Si el desprendimiento es de una cierta magnitud, se habla de colapsos.
  • Vuelcos: rotación de una columna o bloque de material que sólo se da en medios rocosos. Puede ser de dos tipos: vuelco por flexión o desplome.
  • Deslizamientos: este tipo de inestabilidad es el más común en taludes de carreteras. Se producen en torno a una o varias superficies y podemos diferenciar entre rotacionales, traslacionales y extensiones laterales.
  • Flujos: es asimilable al movimiento de un fluido viscoso en el que su velocidad dependerá de la presencia de agua y de la inclinación. En condiciones especiales pueden llegar a producir avalanchas.

Para ampliar la información sobre inestabilidad de taludes en carreteras, no te pierdas el artículo “Inestabilidad de taludes en carreteras: tipos de movimientos que se producen” del Blog de Structuralia en el que se trata el tema.