FLUJOGRAMA DE DIAGNÓSTICO DE PATOLOGÍA (II)

Vamos a comenzar a desgranar y explicar cada una de las 20 actividades que conforman este Flujograma, les he dado a cada una un número precisamente para facilitar esta labor.

1.- Inspección y Examen Visual.

Esta actividad es muy amplia, además conlleva una serie de labores que dependiendo de los materiales y la tipología de las estructuras requiere además de cierta experiencia una elevada cualificación en Patología y Estructuras.

Para realizar la Inspección visual deberemos en primer lugar preparar nuestro equipo básico para realizarla de una forma cómoda y sin riesgo a olvidar la toma de algún dato relevante, y son los siguientes:

    • Cámara de fotos.
    • Flexómetro.
    • Medidor laser de precisión.
    • Calibre  o pie de rey.
    • Calculadora científica.
    • Brújula, Nivel plano (40 cm).
    • Linterna, Lupa, Encendedor.
    • Destornillador multiusos.
    • Regla de medir fisuras.
    • Regla metálica (15 o20 cm).
    • Regla plástica con nonio.
    • Fichas de toma de datos.
    • Planos reducidos de la obra.
    • Carpeta con pinza.
    • Papeles varios DIN-A4.

    La experiencia me dice que si no se dispone de estos 18 elementos, la Ley de Murphy se hará presente y no sólo para obligarnos a una segunda visita, sino para restarle credibilidad a nuestra profesionalidad.

En esta Inspección, no sólo deberemos tomar la información correspondiente a la Patología y sus síntomas, también deberemos recoger todos los datos de relevancia de la Estructura y su entorno.

Datos del suelo y el entorno de exposición del mismo (natural o pavimentado, césped o arbolado, empedrado o adoquinado) todos estos datos nos permitirán determinar aspectos de absorción, capilaridad, riego, raigambre, permeabilidad, etc. que son aspectos que pueden influir en una patología de cimentaciones.

Definir con bastante precisión la tipología estructural, comenzando por la cimentación y terminando por la cubierta, indicando el tipo de estructura vertical y horizontal que presenta la estructura.

También deberemos reseñar cualquier aspecto arquitectural relevante, como balcones de vuelos mayores a2 metros, pérgolas en terrazas o cubierta, petos de cubierta y su conexión con la estructura, tipo de fachada, desfases significativos entre plantas, ejecución en pendiente, semisótanos ventilados, etc.

Ahora centrándonos ya en la Patología y sus síntomas, deberemos hacer un levantamiento adecuado, ayudados de unas fichas específicas que se correspondan con el material y el fenómeno patológico detectado. Hemos de reseñar cualquier alteración estructural que no se corresponda con el proyecto original o que entendamos que es una solución estructural anómala, bien desde el punto de vista del conjunto estructural o de la configuración individual del elemento.

Deberemos tomar nota de los refuerzos previos que pueda tener la estructura, así como de rehabilitaciones que se hayan realizado con anterioridad a nuestra visita, esto incluye por supuesto cualquier medida preventiva de medición de los síntomas como testigos de escayola (yeso), fisurómetros, o cualquier otro elemento de medida.

Como penúltima acción, deberemos tomar nota de cualquier defecto superficial, como humedades (condensación, filtración, remonte capilar, meteórica, etc.), manchas (eflorescencias, destonificación, pigmentación por piritas, pigmentación por óxido, etc.).

Y por último, no bloquear nunca nuestro instinto, cualquier intuición que tengamos respecto de las posibles causas, de la génesis de los síntomas, del proceso patológico en sí, debemos anotarlo, porque puede que al final no tenga gran relevancia, pero es preferible un dato de más que un dato de menos.

Para completar o ampliar esta información les sugiero que revisen anteriores artículos publicados donde he profundizado en alguno de los temas referidos en este artículo.

Continuaremos con el Flujograma . . .

Ingeniero de Caminos Canales y Puertos por la Universidad Politécnica de Madrid - España, especializado en Patología de Estructuras.

Comments (6)

  • Reply Yuri Villavicencio-Fdez - 5 octubre, 2011

    Supongo que en la reseña también es importante anotar cualquier “mejora” que se haya realizado posteriormente a la estructura original y que no figure en los planos ¿cierto Xavier?

    • Reply Ing. Xavier Ycaza - 6 octubre, 2011

      Hola Yuri, es así, la idea general es la de recavar toda la información posible de la estructura, su proyecto, modificaciones, rehabilitaciones e inspecciones previas, incluso si dichas inspecciones son de imposición legal, lo digo porque en España la ley obliga a que los edificios con cierta edad deben pasar una inspección técnica avalada por un profesional del ramo. En la Inspección inicial no hay dato desprecible, cualquier información puede ser fundamental para resolver la patología detectada. Un cordial saludo.

  • Reply adeluna100 - 5 octubre, 2011

    Mil gracias por el aporte.

    • Reply Ing. Xavier Ycaza - 6 octubre, 2011

      GRacias por el comentario adeluna100. Un saludo.

  • Reply Francisco Eladio Rodriguez Rijo - 8 octubre, 2011

    Como siempre Ing. Xavier cumpliendo con lo prometido, mil gracias nuevamente

    • Reply Ing. Xavier Ycaza - 8 octubre, 2011

      Gracias por el comentario Francisco. Un cordial saludo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad